Manejo del deterioro de la relación de pareja déspues de la paternidad

Relación en pareja antes y despues del embarazo-2

La experiencia de ser padres produce grandes cambios en la relación de pareja. A pesar de ser una situación de vida que genera mucha ilusión, por un lado, se pueden dar tensiones por la inexperiencia, las expectativas y la ansiedad de desempeñarse bien en el nuevo papel. De otro lado, con la presencia de un hijo, los padres tienen que aceptar la presencia de un tercero en una relación inicial de dos.

Los especialistas consideramos que la etapa de la maternidad es una época vulnerable para la relación de pareja. Es muy importante tener en cuenta que el impacto de la llegada del bebé va a depender de la calidad de la relación previa de la pareja. Por un lado, puede unirla en la meta común de crecer como familia; si la pareja mantiene una adecuada comunicación y está consolidada, o de lo contrario, generar separación, tensión y sensación de abandono agudizando los problemas de vínculo previamente existentes.

Es por esto que se hace necesario mantener una buena relación de pareja después de la llegada del bebé. Es recomendable que los padres no abandonen sus actividades y proyectos. La paternidad no debe convertirse en un estado de parálisis, los padres no deben ceder espacios, si la pareja se mantiene estable, el hijo tendrá un ambiente emocionalmente estable donde desarrollarse.

Inicialmente la inexperiencia, los temores y la tensión que acompañan las etapas iniciales de la vida matrimonial pueden sumarse y afectar la convivencia, la comunicación, la sexualidad, el tiempo para compartir y disfrutar, lo que predispone  disgustos, malestares y deterioro de la relación.

Recomendamos una preparación previa a la llegada del bebé: ser conscientes de que la relación cambiará pero que es otra etapa que vale la pena vivirse y que traerá nuevos retos y experiencias contribuyendo al proyecto de vida que iniciaron unirse en vida de pareja.

También es primordial mantener una comunicación sincera, abierta y constructiva donde se pueda expresar tanto el malestar como los logros y temores.

Un problema adicional que suele suceder es que la mujer dedica más tiempo al bebé y descuida el tiempo dedicado a la pareja. Es importante mantener este espacio donde por un momento dejan de ser papás para ser confidentes, amigos y amantes. Se debe recuperar la intimidad que se ve afectada por el proceso del post parto, lactancia y cuidados del recién nacido.


Cualquier consulta no dudes en escribirnos a nuestra comunidad de expertos.


Validar mi información para opinar.

Si no estás registrado, regístrate aquí

Olvidé mi contraseña